Para ponértelo fácil

Si buscas algo en concreto usa el buscador o las etiquetas, y si no lo encuentras ponte en contacto conmigo por lo cometarios o a través de ideadoamano@gmail.com

viernes, 6 de octubre de 2017

Detalle de Aniversario

Hola de nuevo!
 Hoy os traigo una entrada especial. La revista Handmade Blogueros cumple su primer aniversario, y yo quiero unirme a su celebración participando en el reto que organizan y para ello publicar con el tema "Souvenir aniversario". La verdad es que este tema a mi me cuesta, ya me estrujé las neuronas para el cumpleblog de Yoli de Creando y fofucheando, y ahora me ha tocado otra vez... 

 

  Esta vez he recurrido a una tradición de León, al menos de la zona Este (que la provincia de León es muy grande). Mis padres son los dos de pueblos de esta zona y allí es típico que la noche de antes del cumpleaños de alguien se le hace una cuelga. Una cuelga es un collar hecho con cuerda o cordón al que se le cuelgan dulces. Antiguamente eran rosquillas (por eso de que al tener agujero eran más fáciles de colgar) o galletas o cosas por el estilo... luego pasaron a ser caramelos o gominolas... De manera que el cumpleañero ya tiene una noche previa especial y dulce. 
  Pues partiendo de esta idea yo he decidido hacer un collar-cuelga, más elegante pero que no se puede comer... ¿quereis saber cómo lo he hecho? pues ahora os lo cuento. 
  Los materiales que he utilizado son: 
     - Plástico mágico
     - Rotuladores
     - Tijeras
     - Troqueladora de agujeros
     - Papel de horno y horno
     - Cadena, arandelas, cierre, detalle para el cierre
     - Herramientas para bisutería

  El proceso es muy sencillo. En un plástico mágico he dibujado los caramelos que he querido, teniendo siempre en cuenta que al hornearlos van a encoger bastante... de modo que hay que saber más o menos del tamaño que los vamos a querer después y dibujarlos al doble de tamaño o un poco más (depende de la marca de nuestro plástico).


  A continuación se colorean, ya que son caramelos con colores vivos. Este papel "frosted" que es mate se puede colorear con cualquier tipo de rotulador, e incluso con pinturas. Si fuera transparente del todo sólo se puede colorear con rotuladores permanentes.  


  Luego hay que recortar los caramelos, dejando un hueco en algún sitio para poder hacer un agujero con la troqueladora por el que poder colgarlos después. Hay que tener en cuenta que el agujero también encogerá, por lo que hay que hacerlo bastante más grande de lo que lo queramos al final.


   Y ya al Horno, a la temperatura que el fabricante del plástico mágico indique, en este caso 170ºC, pero lo mejor es fiarse del fabricante. Las piezas primero se arrugan pero luego se vuelven a aplanar y quedan más pequeñas y más gorditas.


  El siguiente paso es ir cogiendo cada caramelo y colocarle una arandela en el agujero que hicimos, para unirlo a la cadena que queramos usar. Lo suyo es usar una cadena de eslabones grandes y bonitos. Y así vamos colocando todos los caramelos a intervalos regulares.



  Ya está nuestro collar casi listo. Sólo nos queda acabarlo por un extremo con el cierre, a mi me gustan los de tipo mosquetón:


  Y por el otro lado me gusta poner un trozo de cadena para regularlo en longitud, y un detalle en el extremo. En este caso voy a poner una rodaja de naranja de fimo (que compré ya hecha, no se me da tan bien el fimo) pero que me recuerda mucho a las gominolas de modo que creo que le va muy bien a este collar.


  Lo que hacemos es meter el terminal en la naranja, que ya tiene un agujero pasante, y doblarla justo en la medida de la naranja:


  con los alicates de punta redonda redondeamos el alambre que nos queda


  Y ya podemos unirlo a la cadena


  Y la cadena al collar para acabarlo:


  Ya está listo. ¿Qué os parece? La verdad es que no te lo puedes comer pero creo que queda un collar resultón y dulce, y es una forma de darle una vuelta de tuerca a la tradición para felicitar a esta revista que tanto se lo merece. 
   Además el día 18 habrá una entrada especial para celebrar el Día Internacional del Bloguero del Hecho a Mano que espero que no os perdáis porque va a ser muy especial. 
   Pero antes hay más citas, este fin de semana toca entrada especial porque me han dado un par de premios por ahí que se merecen una entrada especial, y el miércoles es día de Reto Mensual Bloger@as así que no os marchéis muy lejos que Octubre viene cargadito de sorpresas!!
   Con esta entrada también participo en el Viernes Handmade de Little Kimono.
  Espero que os guste!!!

El mundo blogueril del Handmade está de fiesta,
¡Hoy es nuestro dia!
Patrocinadores:

21 comentarios:

  1. Qué collar más bonito Myriam.
    Cómo me gusta aprender, menuda tradición más bonita tienen en el pueblo. Gracias por enseñarnos algo nuevo. Con los blog siempre se aprende.
    Yo en unos días también me uno a esta celebración de Handmade blogueros.

    Besos 😘😘😘

    ResponderEliminar
  2. ¡Qué forma tan ideal de actualizar las tradiciones, Myriam!
    Este plástico mágico queda estupendo después de que tú lo trabajes con tanto esmero.
    Besitos.

    ResponderEliminar
  3. Que maravilla Myrian, dan ganas de comerse este precioso collar llenito de caramelos y esa rodajita de naranja, ummmm!!!
    Enhorabuena amiga, es super original y bonito!!!
    Un besazo guapa!!!

    ResponderEliminar
  4. Que bonitos te quedaron!! Voy a tener que aprender a hacerlos, porque estos de seguro que le fascinarian a mi hija!
    Bs

    ResponderEliminar
  5. Oooh qué bonito está,Myriam...pa comérselo,jajaja.
    Es precioso para regalar y la naranjilla esa un acierto.
    Pues lo del Fimo ya verás que en cuanto te pongas,zas!jajaja ;)
    No sabia lo de la cuelga con historia y todo,genial!
    Completisimo el post,y gracias por la mención,qué arteeeeee!
    Muchos besos :)

    ResponderEliminar
  6. Cómo me gusta este collar tan "dulce"!! Y el remate de la naranja es genial, está para comérselo!! Por aquí estaremos para leerte
    Un besazo!! helena

    ResponderEliminar
  7. UUUUmmmm !!! que ricooo jeje a pegarle un mordisco a esos caramelo, esta muy bello tu collar, ese "plástico mágico" es una maravilla. Hermosa y dulce entrada.

    Abrazos y besos.

    ResponderEliminar
  8. Me encanta tu idea. Este homenaje entrañable que haces a una tradiciòn del pueblo de tus padres me parece maravillosa. Y el collar es una chulada.
    Tienes una mano mágica para el plastico mágico (valga la redundancia)
    Estoy deseando saber como será ese post especial del dia del blogero del hecho a mano.
    Un besazo pulperil.

    ResponderEliminar
  9. Hola Myriam, cuando lo vi por instagram me preguntaba como habías hecho los caramelos y eran de plástico mágico. Te ha quedado genial, es muy original.
    Y un acierto el remate con la rodaja de naranja.
    Un bonito homenaje. Un abrazo y feliz domingo!!!

    ResponderEliminar
  10. Hola Myriam
    Me encanta la historia que encierra el collar. Es muy muy bonita.
    Y el collar me parece divino.
    Enhorabuena por esos premios tan merecidos.
    Besos

    ResponderEliminar
  11. Precioso Myriam, que collar más ideal, como me gusta. Un bonito homenaje.
    Un besazo guapa

    ResponderEliminar
  12. Ohh, qué ¡bonito post! me ha encantado conocer la tradición del cuelga a través tuyo ¡y qué dulzura de collar has hecho tú! me gusta mucho!! ese plático mágico va a haber que probarlo...
    Besos y feliz semana!

    ResponderEliminar
  13. ¡Hola Myriam!

    Que idea tan bonita, esto del plástico mágico es maravilloso no lo conocía, me encanta la tradición de los pueblos.

    Te ha quedado genial, felicidades guapa, por cierto ¿Dónde puedo encontrar este plástico?

    Un besote ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola!
      Pues yo este plástico lo probé porque lo encontré barato en Tiger pero luego no lo volví a ver más que con los dibujos ya hechos... Así que como ya me había enganchado lo compro por internet. Lo tienes en Amazon pero sale carillo. Yo lo compro en myba que lo llaman plástico loco.
      Espero que te sirva

      Eliminar
  14. Que maravilla Myriam, me encantta el resultado es una pieza muy alegre que quien la reciba seguro que le gusta, no puede ser de otra manera, es preciosa.
    Un besazo!!!!!

    ResponderEliminar
  15. Myriam un collar super dulce en todos los aspectos ^_^ y el detallito de la naranja es lo más! si al final la creatividad te surje solita y te queda genial ^_^ jeje y esa tradición de los dulces me ha encantado ojalá se celebrase así en todos los sitios jiji =^_^= besos guapa!

    ResponderEliminar
  16. Un collar muy divertido Myriam!!. Es ideal para llevar en cualquier ocasión y darle un toque muy alegre a nuestro vestuario ;-)

    Besos y feliz semana

    ResponderEliminar
  17. La pulserita me ha encantado y la tradición también, yo quiero incharme de donas, dulces, o gominolas en la noche de mi cumple, jaja. Saludos!

    ResponderEliminar
  18. Hola Myriam, es la primera vez que visito una entrada sobre plástica mágica y me alegra saber que esa primera vez ha sido una entrada que me ha acompañado en el aniversario de la revista.

    Me ha encantado tu entrada y sobre todo tus creaciones, unos caramelos muy bonitos.

    Muchas gracias por acompañarme, un abrazo.

    ResponderEliminar
  19. Qué bonito Myriam! Queda muy alegre ese collar, muy creativo. Un abrazo :)

    ResponderEliminar
  20. Me encanta ese collar, los caramelos impecables, ese plástico debe ser genial para trabajarlo. Feliz día internacional del bloguero del hecho a mano y feliz reto,Besos!

    ResponderEliminar